New York Cheese Cake

Cuando vi por primera vez en internet estas tartas me dejaron impresionada el grosor y el aspecto tan apetecible que tenían. Me decidí hacer mi propia versión y el resultado ha sido está impresionante delicia. Os cuento como lo hice,  con fotos del paso a paso.
Ingredientes:
Para la base- 300g de bizcochos tiernos
                        85g de mantequilla a temperatura ambiente
                        2 cucharadas colmadas de dulce de leche

Para el relleno- 350g de queso crema (tipo philadelphia)
                            200g de azúcar
                            250g de yogur griego
                            150g de nata
                            2 huevos + 3 claras
                            2 cucharadas colmadas de maizena
                            1 pizca de sal
                            1 cucharadita de esencia de vainilla

Para la cobertura- 1/2 tarro de mermelada de arandanos
                                 1 hoja de gelatina

Preparación:

Trituramos los bizcochos dentro de la bolsa.
Lo echamos en un bol junto a la mantequilla cortada en trocitos y el dulce de leche.

Amasamos con las manos para conseguir una pasta densa.
                   

Engrasamos un molde con mantequilla y lo cubrimos con papel de hornear. Colocamos la pasta en el molde y lo moldeamos para cubrir todo el molde, incluidas las paredes.
Reservamos en la nevera mientras hacemos el relleno.
Precalentamos el horno a 180ºC.
En un bol grande echamos el queso a temperatura ambiente, el yogur, el azúcar, la nata, los huevos enteros, la maizena y la esencia de vainilla y lo batimos todo con unas varillas eléctricas hasta conseguir una crema homogénea. 
En un bol a parte montamos las claras a punto de nieve con una pizca de sal. Las incorporamos a la mezcla anterior con ayuda de una espatula con movimientos envolventes.
Sacamos el molde de la nevera y
 añadimos la crema en el interior.  Horneamos durante 1 hora y comprobamos con un palillo si ya está cuajada, si al pinchar sale limpio ya estará lista sino la dejamos unos minutos más. Dejamos enfriar en el recipiente y mientras preparamos la cobertura, en un cazo calentamos la mermelada y en una taza hidratamos con agua fría la gelatina. Cuando la mermelada esté caliente, sin que llegue a hervir, la pasamos por un colador y añadimos la gelatina escurrida. Echamos la crema por encima de la tarta y lo estendemos bien. Metemos en la nevera unas horas y lista para servir.                                             
                                                                                                                                                                                        

1 comentario:

  1. Ohhhhh que riquisimo!!! Que buena pinta!
    Esta tengo que probarla.

    Saludoos

    ResponderEliminar